Marcelo Ebrard mueve sus piezas en Durango y Chihuahua

0
655
Mónica Rodríguez Arredondo e Ignacio Aguado Hernández

Mientras en Durango siguen las indefiniciones sobre coaliciones, alianzas, género y las candidaturas por la gubernatura del estado, los presidenciables ya preparan terreno para avanzar en el territorio nacional. Tal es el caso del Canciller Marcelo Ebrard, quien esta semana decidió adelantar en Durango la ruta del proceso electoral 2024 con la nominación de Ignacio “Nacho” Aguado Hernández, como delegado de la Secretaría de Relaciones Exteriores en la entidad.

Para nadie es desconocida la relación que hay entre el duranguense y el ex Jefe de Gobierno del Distrito Federal, desde que éste tuvo a su cargo la coordinación de campaña de AMLO en la circunscripción número uno, entonces Aguado Hernández le coordinó los trabajos en la entidad, con resultados satisfactorios hasta donde se sabe.

De ahí, que ahora se haya decidido por él para desdoblar la operación política en la entidad, aprovechando las declaraciones mañaneras del Presidente que recién indicó que “No tengo ningún preferido, a ninguna preferida”, y que de acuerdo con las encuestas se mantiene junto a Claudia Sheinbaum, como los dos personajes con más posibilidades de suceder al Presidente Andrés Manuel López Obrador en el 2024.

Hasta donde se sabe, los estatutos de Morena indican que los candidatos deberán decidirse mediante encuesta, para que de manera democrática quienes aspiren puedan obtener la candidatura.

Por ello, aunque temprano el movimiento de piezas, la lectura pudiera indicar que es el tiempo adecuado para construir en el norte del país y más cuando el equipo morenista en la entidad no sólo tienen su origen en la tienda de enfrente, sino que son respaldados por personajes no afines al ex Jefe de Gobierno.

Se antoja hasta natural el movimiento de piezas. Mónica Rodríguez Arredondo, es enviada al estado de Chihuahua en donde se requiere más experiencia para atender el tamaño de esa delegación, pero también un personaje de confianza del Canciller, como lo es Rodríguez Arredondo, quién desde el 2017 formó parte del equipo de Nacho Aguado, y quien además fungió como coordinadora de Comunicación Social de la campaña de AMLO en el estado. Ella ahora entrega buenas cuentas en Durango y se espera de ella mucho más, en el vecino estado.

Ignacio Aguado Hernández a Durango, quien no sólo se desarrollará como un activo institucional de la Secretaría de Relaciones Exteriores, sino como una pieza importante para construir desde la entidad, el bastión que su jefe necesita en el norte del país para llegar al 2024 con el mejor posicionamiento de tal manera que le permita salir avante en las encuestas decisorias.

Y aunque Durango se mantiene en la indecisión sobre las alianzas y candidaturas para la elección más importante que es la gubernatura del estado, la carrera por la sucesión presidencial en México se impone de manera temprana a tres años de la elección.

Para el Presidente en Morena hay seis posibles sucesores. Además de Sheinbaum y Ebrard -los mejor situados- está el embajador mexicano ante la ONU, Juan Ramón de la Fuente; el embajador mexicano en Estados Unidos, Esteban Moctezuma; la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, y a la secretaria de Energía, Rocío Nahle.

Sin embargo, aunque el zacatecano Ricardo Monreal no está en el ánimo de AMLO también se suscribe en la contienda y, a diferencia de los dos primeros, se pronuncia en contra de la encuesta como método de selección de candidatos.

Ojalá que pronto los partidos en Durango decidan la ruta en la que transitarán en el proceso local, porque tal parece que ni habrá alianza ni candidatos comunes, lo que dejaría el camino libre a Morena y con ello se fortalecerían en la ruta de la sucesión presidencial.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here