Aniversario de la Expropiación: ¿éxito o fracaso?

Enrique Galván Ochoa | Dinero

0
57

El petróleo ha sido un tema central de debate de la administración del presidente López Obrador. Ayer encabezó en la Torre Pemex de la Ciudad de México, por última vez, la conmemoración de la expropiación en su aniversario número 86. Las visiones de la oposición y el gobierno chocan de frente. Para los opositores –según los mensajes que corrieron profusamente en redes sociales– el gobierno quedó a deber el precio de 10 pesos el litro de gasolina Magna, la refinería Dos Bocas ha salido costando más de lo que se estimó originalmente, no se ha cumplido con el objetivo de aumentar la producción de gasolina y diésel a fin de que dejen de importarse y se han invertido cuantiosos recursos sin resultados. El director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza, rechazó que sea un fracaso la política petrolera. Pemex tendrá un volumen de producción de petróleo de un millón 876 mil barriles diarios de hidrocarburos líquidos y condensados, con la suma de sus refinerías en territorio nacional y Deer Park, en Texas.

El canto de las sirenas

En cuanto a la deuda de más de 100 mil millones de dólares que heredó la petrolera, Romero Oropeza anunció que este año habrá una disminución substancial. Refirió que los gobiernos prianistas la usaban para obtener préstamos pero no invertían los recursos en la empresa, les daban otro destino. Por su lado, ante la propuesta de candidatos presidenciales de oposición de cerrar refinerías, el presidente López Obrador dijo que la vía correcta es mejorar su productividad y construir más refinerías. No escuchar el canto de las sirenas, y calcular bien los tiempos de la transición energética para no volver a caer en la dependencia extranjera por dejar anticipadamente de invertir en la extracción de petróleo y en la producción de gasolinas y combustibles, expresó. Un nuevo compromiso: “En septiembre –su último mes en Palacio Nacional– importaremos únicamente 6 por ciento, seremos prácticamente autosuficientes”.

Santiago Tajada

En el debate de antenoche, sin profundizar si hubo ganadores o perdedores, quedó claro que el cártel inmobiliario es algo que pesa mucho y en contra de las posibilidades del candidato panista Santiago Taboada, aspirante a gobernar la Ciudad de México. Clara Brugada, la abanderada de Morena, presentó realidades concretas: cablebús, trole elevado, sistemas de captación de agua pluvial y las utopías. Y el papitas Salomón Chertorivski insistió en cerrar el Aeropuerto Internacional Benito Juárez de la Ciudad de México para crear una ciudad satélite. No es algo nuevo. Es parte del plan que tenían los impulsores del aeropuerto de Texcoco. Un negocio inmobiliario, pues.

Claudia y Cuauhtémoc

No deja ni un hilo suelto. Claudia Sheinbaum acompañó a Cuauhtémoc Cárdenas en la guardia con que se recordó a don Lázaro, el presidente que expropió el petróleo en beneficio de la nación. El ex candidato presidencial tiene puntos en común con Claudia en cuanto a la política energética y Pemex.

Xochicles

Nueva puntada: hará colecta popular porque sólo dispone de 300 millones de pesos para su campaña. Los partidos –PAN, PRI, PRD– no la dejan meter mano al presupuesto que les asignó el INE.

Ombudsman Social

Asunto: texto y contexto

Nos repiten continuamente que no hay texto sin contexto, sabemos que en los sexenios de Calderón y Peña Nieto se condonaron 376,174 millones de pesos a diversas empresas, igualmente en el sexenio de Fox se aprobó la miscelánea fiscal con el borrón y cuenta nueva. Eso nos da un texto claro pero el contexto nos lleva a lo siguiente: ¿fue todo esto a título de buena voluntad o el moche por delante?

Dr. Leonardo Moctezuma/Cocoyoc, Morelos

Twitterati

Cualquier falta de ortografía o de dicción en mis escritos, la culpable es la inteligencia artificial: @VicenteFoxQue

Y de la motita también.

@Mur@AlexiaMoore_a

X: @galvanochoa

FaceBook: galvanochoa

Correo: [email protected]