Reforma eléctrica es un ‘irritante’ en la relación en región T-MEC: embajador de Canadá

Hay incertidumbre del sector privado extranjero de lo que sucederá con sus inversiones, afirmó Graeme C. Clark.

0
272

La reforma eléctrica que se discute en el Congreso mexicano representa un “irritante” en la relación que tiene el país con sus socios comerciales del T-MEC, pues hay incertidumbre del sector privado extranjero de lo que sucederá con sus inversiones, afirmó Graeme C. Clark, embajador de Canadá en México.

En el panel “La importancia de las cadenas productivas y el potencial de las inversiones en la región de América del Norte” de la Cumbre de Capital Privado 2022, que realizó la Asociación Mexicana de Capital Privado (Amexcap), el diplomático afirmó que es una buena señal que existan inconformidades dentro del T-MEC porque refleja su funcionamiento.

Detalló que, por ejemplo, Canadá tiene un conflicto de “larga duración” con Estados Unidos sobre la madera de construcción, pero existen mecanismos para atenderlo dentro del acuerdo comercial; lo mismo sucedió con la iniciativa estadounidense referente a los subsidios a autos eléctricos en la que tuvo la misma postura con México.

Pero la reforma eléctrica que pretende realizar la actual administración genera roces tanto con Canadá como con Estados Unidos. Por su parte, dijo que estarán pendientes de cómo evoluciona la discusión a fin de que se cumpla con lo que está estipulado en el T-MEC y el Acuerdo de París.

“El tema de la reforma energética es un irritante en la relación entre México y Estados Unidos y entre México y Canadá. Yo viajo por el país, estoy muy al tanto de las preocupaciones de sectores privados canadienses, aquí hay custro mil millones de dólares de inversiones canadienses en el sector de renovables, tenemos sector manufacturero aquí, minería, en todos esos sectores hay ciertas preocupaciones, especialmente en el tema de la reforma energética”, expuso.

En el mismo evento, Claudia Ruiz Massieu, senadora del Partido Revolucionario Institucional (PRI), afirmó que la reforma eléctrica no es lo que México necesita e incluso contiene disposiciones violatorias para el T-MEC y el Tratado Integral Progresista de Asociación Transpacífico (TIPAT) en temas como el medio ambiente, energía, renovables e inversión.

Aseguró que se debe cuidar el cumplimento y espíritu del acuerdo comercial que une a América del Norte. “Tengo confianza en mis colegas en la Cámara de Diputados y si no, tengan la confianza, en la Cámara de Senadores estaremos cuidando el espíritu del tratado”.

La senadora descartó que se puedan alejar definitivamente las inversiones extranjeras por estos “irritantes”, ya que en el largo plazo saldría más caro, aunque sí las puede ralentizar. Por su parte, el Embajador Graeme C. Clark manifestó que tienen buena relación con el Gobierno mexicano para compartir sus preocupaciones y entre los tres socios llegar a una solución.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here