“Chivas es mi casa”; Marco Fabián barajea equipos para volver

La afición suspira por verlo de nuevo en el Guadalajara, pero está lejos del proyecto

0
448

CIUDAD DE MÉXICO.- No hay nada que haga temblar los cimientos de la carrera de Marco Fabián. Ni siquiera seis meses de inactividad. El jugador, que asegura está cerca de volver a las canchas a los 32 años, presenta una hoja curricular envidiable para cualquiera, aunque siempre se le exigió más de lo que ofreció. En los grandes equipos en los que estuvo sin embargo, dejó títulos. Copa en Chivas, Concacaf en Cruz Azul y hasta la Pokal en el Eintracht Frankfurt, además claro está, la medalla de Oro en Londres 2012 con el Tri. Marco Fabián, un errante del futbol en lo últimos tiempos, habla con Excélsior de su carrera.

-¿Cómo sobrellevó en Qatar lo de la pandemia?

Si no hubiera sido por el covid en estos momentos seguiría allá. Iba por seis meses, pero me encantó la experiencia. Lo más difícil quizá fue el idioma, pero el staff técnico de Xavi Hernández me ayudó mucho porque hablaban español. Además estuve con Héctor Moreno, lo que nos hizo unirnos como amigos.

-¿Por qué se fue a Qatar?

La parte importante fue Xavi Hernández que me contactó directo a mi teléfono, creo que se lo dio Rafael Márquez. Me llamó y platicamos. A los tres días estaba en un avión con ese rumbo porque el convencimiento fue total. Desgraciadamente jugué poco, porque al mes de llegar se desató la pandemia de covid y se suspendió la liga, así que mejor regresé a México.

-¿Podría catalogar su carrera?

Ha sido buena, lo que hice en el pasado ahí queda, positivo o negativo. Representé a mi país en dos mundiales, gané una medalla olímpica, jugué todas las competencias, igual a nivel de clubes. Hace poco me dieron un reconocimiento en Frankfurt por haber obenido la Pokal, es decir, me siento satisfecho y con cuerda para rato.

-La afición de Chivas quiere verlo de regreso, pero Amaury Vergara tuiteó que su club no es para todos, ¿le incomoda esta publicación?

Para nada. Estoy agradecido con la afición de Chivas que saben mi corazón está ahí. Amaury Vergara es mi amigo, su padre Jorge, significó mucho; con Marcelo Leaño es lo mismo y con Ricardo Peláez trabajé en el Mundial de 2014. En dias pasados charlé con ellos aunque en tono de amistad, no de negocios, me dijeron que Chivas es mi casa, pero en este momento traen otro proyecto, no tengo resentimiento con nadie.

-Usted mencionó que lo económico no interesa por ahora, resulta difícil creer que Chivas no aproveche esta oportunidad.

El dinero es relevante, hay que ser coherentes, hoy soy libre, no tienen que pagar traspaso, sólo arreglar el salario y no es mi prioridad. Lo que quiero es jugar en un buen proyecto. Las decisiones tienen que ser de los dos lados.

-Diga la verdad, ¿Ricardo Ferretti lo echó de Bravos?

Aparezco en la Liga con Bravos, pero está mal el sistema, no tengo nada que ver con ellos. Mucha gente piensa que al llegar el Tuca Ferretti me corrió y para nada, mi salida fue antes. Tuca y yo nos queremos y es una persona importante para mí. No influyó en nada que partiera de Juárez.

-Por su curriculum ¿es injusto que un jugador como usted siga buscando equipo?

No lo sé, hasta de haber parado seis meses trato de sacar lo mejor. Tras reflexionar, quiero que mis últimos años jugando sean mejores. Estoy a punto de regresar a las canchas y me siento mejor preparado tanto en lo físico como en lo mental y por qué no, alcanzar un tercer Mundial.