La institución financiera Bank of America (BofA) prevé que este año la economía mexicana se contraerá 8 por ciento; sin embargo, el plan procíclico del presidente Andrés Manuel López Obrador pone en riesgo este pronóstico y podría haber una caída más severa, pues no ha anunciado apoyos a empresas que estén en riesgo de cerrar por el impacto del coronavirus.

“El presidente de México anunció el 5 de abril su muy esperado plan para enfrentar la emergencia económica del coronavirus. Rechazó enfáticamente las políticas anticíclicas y de emitir más deuda. Más bien, planea continuar haciendo más de lo mismo: programas sociales, inversión en la refinería y otros proyectos de infraestructura y más austeridad. Así que en realidad no anunció un nuevo plan económico y tampoco hizo un fuerte ajuste económico, lo que probablemente decepcionará a los dueños de negocios que estaban esperando un apoyo más decisivo. La falta de acción del gobierno probablemente conducirá a la reducción de negocios”, comentó BofA.

Además, el banco estimó que este año se perderán miles de empleos derivado de la decisión del Ejecutivo federal, en contraste con lo que anunció el domingo el presidente de la República mexicana sobre la creación de más empleos.

“Creemos que México verá pérdidas netas de empleos este año, en contraste con las expectativas de AMLO de 2 millones de nuevos empleos en los próximos 9 meses”, añadió la institución financiera.

Otra de las consecuencias que previó la firma con sede en Estados Unidos luego del anuncio del domingo es el riesgo de que Moody’s y Fitch Ratings recorten las calificaciones del soberano, así como Standard and Poor’s lo hizo hace dos semanas.

“Creemos que las agencias calificadoras continuarán bajando la calificación de México en los siguientes días/semanas. Nosotros pensamos que Moody’s corte dos escalones a la vez. Fitch probablemente cortará al menos uno; S&P ya cortó uno”, aseveraron.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here