El proyecto busca generar inclusión financiera en el sector rural y abrir la posibilidad de obtener créditos formales a 5 millones de personas que actualmente no tienen acceso.

La Comisión Permanente presentó este lunes una iniciativa para crear la Financiera Nacional Agropecuaria (FND), la cual fusionará a Financiera Rural con otros organismos de la banca de desarrollo en el sector rural.

Con la iniciativa presentada en el Senado de la República se busca brindar oportunidades financieras a más de cinco millones de personas en México que no tienen acceso al crédito formal.

“Con ello se brinda certeza jurídica y un marco legal para lo que será la conformación de una nueva institución de impulso al sector rural, que tendrá como principal objetivo, el promover en una sola ventanilla servicios financieros integrales para la inclusión financiera en el ámbito productivo y social”, expuso la FND en un comunicado.

Asimismo, se destacó que el 90 por ciento del financiamiento que se otorga actualmente corresponde a áreas urbanas y solo el 10 por ciento a zonas rurales.

La decisión forma parte del proceso de fusionar instituciones y compactación de estructuras en el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Se plantea la creación de la Ley Orgánica de Financiera Nacional Agropecuaria, de la Sociedad Nacional de Crédito y de la Institución de Banca de Desarrollo (Finagro).

La nueva institución integrará en sus funciones a organismos del Gobierno de México, como el Fideicomiso de Riesgo Compartido (FIRCO), el Fondo de Capitalización e Inversión del Sector Rural (FOCIR), la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero (FND) y la empresa estatal de seguros, Agroasemex.

También se integrará FOCIR, FIRCO y FND, mientras que Agroasemex continuaría como empresa estatal bajo la rectoría del nuevo organismo.

El último Censo General de Población y Vivienda señala que alrededor del 23 por ciento de la población económicamente activa del país se dedica a las actividades agropecuarias, las cuales generan poco más del cuatro por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

“Este esfuerzo interinstitucional permitirá hacer un uso más eficiente de los recursos de las entidades que atienden las demandas de crédito, capital y servicios de administración de riesgos para el sector rural, a través de una institución de la Banca de Desarrollo”, explicó.

Una vez que sea aprobada esta iniciativa, que actualmente se encuentra en revisión en la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados, las dependencias del Gobierno de México, así como los fondos constituidos para el financiamiento y aseguramiento concentrarán sus esfuerzos en Finagro.

“Con esta nueva institución se generará una sola ventanilla de atención, que ofrecerá productos de financiamiento tales como: capital semilla, capital emprendedor, crédito y administración de riesgos, enfocados al sector rural del país”, indicó.

La dependencia añadió que el nuevo modelo de financiamiento para el sector rural del país, y su Programa de Inclusión Financiera, impulsará la productividad y apoyará a quienes no han sido beneficiados de créditos o programas sociales.

“Lo anterior, permitirá simplificar los trámites para que más productores tengan acceso a los beneficios del financiamiento e impulso a sus proyectos, con esquemas de coberturas de riesgos”, apuntó.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here