PROTESTA EN EL LAGO. Déjennos pescar y Abran parques estatales se lee en cartulinas de protestantes en Seattle contra la prohibición de hacer actividades fuera del hogar debido a la alerta por pandemia de Coronavid-19.Foto Ap

Tres días de sesiones críticas
Salazar, De Hoyos y Díez Morodo
Zoé, Monclova y descuidos

A la par de movimientos grupales abiertamente contrarios al Presidente de la República e incluso convocantes a su destitución con procedimientos legales o sin ellos, continúa la articulación del frente empresarial y ciudadano (Freci) que, para esta semana, ha organizado 11 mesas virtuales de debate y propuestas sobre las medidas que la nación debe realizar frente a las crisis derivadas del Covid-19.

Los 12 dirigentes nacionales de las cámaras y organismos de la iniciativa privada, integrados en el Consejo Coordinador Empresarial, que preside Carlos Salazar Lomelín, participarán de lunes a miércoles en sesiones a través de Internet que, en esencia, buscarán apuntalar la tesis de que el gobierno de la República no tiene un buen plan para enfrentar las crisis en curso (la sanitaria y la económica, cuando menos) y que, ante esa carencia peligrosa, debe impulsarse un plan o acuerdo de espectro muy amplio que sustituya o complemente la visión gubernamental. En estos debates, denominados Conferencia Nacional para la Recuperación Económica, podrán participan empresarios y ciudadanos en general.

Además de fortalecer la tesis arriba mencionada, los líderes empresariales tendrán la oportunidad de explorar formas alternas de producción informativa y discursiva que intenten contrarrestar la fuerza marcadora de agenda nacional que son las conferencias presidenciales mañaneras de prensa.

Para el cierre de esas sesiones, el miércoles, se colocó a dos personajes significativos: el penúltimo compareciente será Gustavo de Hoyos Walther, que desde la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) ha sido el opositor más frontal al obradorismo, partícipe de los esfuerzos por crear una confluencia partidista denominada Futuro 21, con los partidos Acción Nacional, Revolucionario Institucional y lo que queda del de la Revolución Democrática, y presunto precandidato presidencial para 2024. De Hoyos hablará sobre Recuperación en el mediano y largo plazos.

Y el último participante será Valentín Díez Morodo (miércoles, 3 pm), presidente del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior y factor de entendimiento entre miembros de la propia élite empresarial y entre algunos asuntos y conflictos de tal cúpula con los correspondientes gobiernos. Díez Morodo negoció un pago (20 mil 100 millones de dólares, la venta más cuantiosa de una empresa mexicana a una extranjera) y asientos en el consejo de administración de Anheuser-Busch InBev NV/SA (abreviado como AB InBev), la empresa con sede en Bélgica, que es la principal fabricante mundial de cerveza (más o menos una cuarta parte del total), a cambio del control de la histórica cervecería Modelo (que tiene Corona como su marca estrella), en una transacción realizada a través de la Bolsa Mexicana de Valores, lo que le permitió exentar ciertos pagos fiscales.

A las sesiones que inician hoy concurrirán por vía de Internet algunos personajes identificados con la actual administración federal, como Yeidckol Polevnsky, quien fue presidenta sustituta de Morena; Gibrán Ramírez, secretario general de la Conferencia Interamericana de Seguridad Social, y el poblano Alejandro Armenta, quien preside la comisión de Hacienda en el Senado, además de priístas y panistas.

Y, mientras el presidente López Obrador ha dicho este domingo que vamos bien, porque se ha podido domar la epidemia, en vez de que se disparara, como ha sucedido desgraciadamente en otras partes, ¡hasta mañana, con Zoé Robledo, director del Instituto Mexicano del Seguro Social, visitando apenas este fin de semana una clínica en Monclova, Coahuila, 40 días después de que apareció ahí el paciente cero por Covid-19, luego de lo cual hubo 51 contagiados y cinco médicos y un trabajador social muertos, todo lo cual llevó a Robledo a reconocer ahora que esto no debió ocurrir en Monclova ni en ningún otro lugar y que hubo insuficiencias, dilaciones, errores y descuidos que se tenían que corregir!

Twitter: @julioastillero

Facebook: Julio Astillero

juliohdz@jornada.com.mx

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here