El nuevo embajador de China ante Naciones Unidas, Zhang Jun, dijo este viernes que si Estados Unidos quería una guerra comercial con China, “entonces la pelearemos”, y advirtió de que Beijing está preparado para tomar contramedidas por nuevos aranceles estadounidenses.

“La posición de China es muy clara. Si Estados Unidos desea hablar, hablaremos; si quieren pelear, pelearemos”, dijo a periodistas.

“Definitivamente tomaremos todas las contramedidas necesarias para proteger nuestro derecho fundamental, y también instamos a Estados Unidos a volver al camino correcto para encontrar la solución correcta de la manera correcta”, añadió.

Donald Trump anunció el jueves que impondría un arancel del 10 por ciento a importaciones chinas adicionales por 300 mil millones de dólares, una medida que tendrá el mayor impacto sobre los consumidores estadounidenses más directamente que cualquier otra en la guerra comercial hasta el momento.

Los nuevos gravámenes a las importaciones, que Trump dijo más tarde que podrían ir “mucho más allá” del 25 por ciento, se impondrán a partir del 1 de septiembre en una larga lista de productos que se espera que incluyan teléfonos inteligentes, computadoras portátiles y ropa para niños.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here