Seguridad
12/08/2017

Asesinato de una menor a manos de policías expone el fracaso de lucha contra el crimen, afirman

Especialistas cuestionaron el rumbo de la estrategia de seguridad y de las fuerzas policiales en el país. El aumento del gasto en el combate al crimen en los últimos diez años no disminuyó la violencia, que continúa en ascenso, y ahora incluso los cuerpos policiacos atentan contra la ciudadanía, destacaron. El 9 de agosto pasado, una menor de 14 años de edad fue ejecutada por elementos policiales de Nezahualcóyotl. Después de que los oficiales frustraran el supuesto robo de un vehículo decidieron abrir fuego en contra de la adolescente y otros dos jóvenes, lo que a juicio de los especialistas muestra el tamaño del fracaso de la estrategia de seguridad del actual Gobierno federal.

Ciudad de México.- La inversión en los cuerpos policiacos de los últimos diez años no se tradujo en fuerzas de seguridad con mayor calidad ni preparación, afirmaron especialistas, quienes también destacaron que la falta de capacitación y depuración de las policías se ha traducido hoy en un riesgo para la sociedad.

“Yo diría que la policía sin duda es un pieza que forma parte del ciclo de violencia. Entre la policía hay una mentalidad justiciera, comparten la idea de que hay una puerta giratoria, en la que el Ministerio Público y los jueces van a dejar en libertad a los presuntos delincuentes, y frente a eso hay justificaciones como: ‘entonces nosotros los castigamos primero’”, dijo Édgar Cortez Morales, investigador del Instituto Mexicano de Derechos Humanos y Democracia AC.

De acuerdo con versiones de medios locales, Karen, una menor de 14 años que participó el jueves pasado en el robo de un vehículo en Ecatepec, Estado de México, junto con dos jóvenes más, fue abatida por las balas de policías locales.

Los asaltantes fueron interceptados mientras se trasladaban a Nezahualcóyotl, y la decisión de policías de ese municipio n fue dispararles, dejando a Karen sin vida, y a los otros dos jóvenes heridos de gravedad.

Cortez Morales refirió que la corrupción han propiciado que las policías formen parte de estas agresiones a la población. Una situación que ha quedado desatendida pese a la inversión que Estado hace en los policías.

Un reporte del grupo de pensamiento Ethos Laboratorio, titulado “Descifrando el Gasto Público en Seguridad”, planteó que el gasto en seguridad interior creció 61 por ciento del 2008 al 2015, al pasar de 27 mil 259 millones de pesos a 43 mil 957 millones de pesos.

Pero pese a la inversión hoy México es más violento.

 

En 2008 se registraron 14 mil 006 homicidios, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), para el 2016 eran 23 mil 953, mientras que el año con el mayor repunte fue el 2011 cuando hubo 27 mil 213 homicidios.

El 61 por ciento del gasto en Seguridad Interior es destinado a la Policía Federal (PF), que ha engrosado sus filas, al pasar de 11 mil 663 elementos en el 2006 a 43 mil 724 en el 2015.

“En realidad la mayor parte de este gasto se va en lo que son servicios profesionales, que básicamente, 90 por ciento se va en el pago de servicios profesionales”, dijo Liliana Alvarado, directora de desarrolla social y económico de Ethos.

Estos policías pasaron de ganar en promedio 15 mil 817 pesos en el 2010 a 20 mil 552 pesos mensuales en el 2015.

Una realidad que dista de los salarios a nivel estatal, que tienen un promedio de 10 mil 434 pesos, y un municipal 9 mil 236, de acuerdo con el diagnóstico de salarios y prestaciones de la policías estatales y municipales del país publicado en el 2016.

“Otra parte tiene que ver con la calidad, que se capacite a los policías, en los protocolos parar actuar y se les enseña a los policías para tomar decisiones, ante un fenómeno delictivo. En la medida que un policía no conoce como actuar, pues obviamente van a haber errores importantes”, dijo Francisco Rivas, director del Observatorio Nacional Ciudadano en referencia a los hechos en Nezahualcóyotl.

¿En qué se invierte el dinero del cuerpo policial?

En el caso de la Policía Federal el programa Implementación de operativos para la prevención y disuasión del delito ocupó el 88.9 por ciento del total del presupuesto 2015.

“Sólo más inversión –sin todos estos elementos– significa más dinero para que crezcan los problemas. Debería haber una inversión estratégica con mecanismos de control dentro de la institución, una mejora del marco jurídico y un fortalecimiento de la participación ciudadana”, dijo Cortez.

Pese a que el gasto en seguridad interior de México, de 1.4 por ciento del PIB, es aún bajo en comparación con el promedio de los 34 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), el cual ronda en 4.7, la organización Ethos no recomienda aumentar este gasto, sino eficientarlo.

 

¿ADÓNDE VA EL DINERO?

Los representantes de Ethos Laboratorio detallaron que existen serias deficiencias para lograr el objetivo de volver eficiente el gasto en seguridad pública.

Entre el 2008 y el 2015, la Auditoría Superior de la Federación realizó 4 mil 521 recomendaciones por opacidad en el gasto de seguridad.

“Lo que nosotros explicamos es que de manera general la Auditoría identifica opacidad e ineficiencia en las transferencias federales, que para muchos estados es el principal fuente de gasto en materia de inseguridad”, dijo Dalia Toledo, coordinadora de seguridad pública de Ethos e investigadora principal del reciente reporte de la organización.

Entre los principales apoyos resalta el Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública y el Programa de Fortalecimiento para la Seguridad.

Toledo refirió que hubo recomendaciones en el periodo del 2008 al 2015 que fueron una constante como las adquisiciones opacas, el incumplimiento de estándares administrativos y los débiles mecanismos de evaluación, entre otras.

“No necesariamente es una cuestión del Gobierno federal, sino también del local ,que no está claro de hacia dónde se ejercen los recursos y qué resultados están obteniendo”, dijo Toledo.

 

 

Fuente: 
SinEmbargo.mx

Se el primero en comentar