Política
13/03/2017

Detención de Flavino Ríos es una venganza política, dice el PRI

El gobernador panista Miguel Ángel Yunes Linares tomó la decisión política de encarcelar al doctor Flavino Ríos, reconocido abogado, notario público y político de amplia trayectoria, dijo el dirigente del PRI en Veracruz.

XALAPA.- El dirigente estatal del PRI, Renato Alarcón Guevara, aseguró que la detención de Flavino Ríos Alvarado, exgobernador interino, es una venganza política y un acto ilegal.

Agregó que los priistas veracruzanos no pueden ser partícipes, ni permanecer estáticos mirando cómo se violan los derechos y garantías de Flavino Ríos o de cualquier ciudadano.

“El día de ayer, el gobernador panista Miguel Ángel Yunes Linares, tomó la decisión política de encarcelar al doctor Flavino Ríos Alvarado, reconocido abogado, notario público y político de amplia trayectoria en el Estado”, dijo.

Renato Alarcón señaló que el PRI de Veracruz asume una posición crítica para conformar una oposición real, por lo que solicitó que se revise la actuación de la Fiscalía, su titular “y de todos aquellos funcionarios que están involucrados en esta evidente transgresión a la ley”.Flavino entregaba dinero a López Obrador: Yunes Linares

Además, señaló que ante la violencia desbordada que ha vivido la entidad durante los tres primeros meses de la administración de Miguel Ángel Yunes Linares, es inconcebible que la impartición de justicia esté al servicio del mandatario estatal.

En tanto, el líder nacional del PRI, Enrique Ochoa Reza, a través de su cuenta de Twitter, exigió a Miguel Ángel Yunes Linares que se aclaren los términos en los que se dio la detención del exgobernador interino, así como la acusación en su contra. 

También solicitó que se castigue a los responsables sin violar la ley.

Ochoa Reza aseguró que la exigencia ciudadana de que se castigue la corrupción en Veracruz es una máxima que no puede ser desvirtuada con una venganza política.

También al respecto de la detención de Flavino Ríos, el senador Héctor Yunes Landa, defendió al excolaborador de Javier Duarte y aseguró que aunque en algún momento tenía que aclarar el préstamo de un helicóptero del gobierno de Veracruz, es un político que no ha tenido señalamientos.

Asimismo, consideró que su detención estaba programada por parte de la administración de Yunes Linares al tener “los peores primeros 100 días de gobierno”.

Dijo que es posible que haya habido “negociaciones oscuras, pactos perversos, arreglos de impunidad y hasta un intercambio de perdón por información, sin embargo urge que se aplique la ley a quienes saquearon el Estado y pasar del discurso a la acción.

“El terror se ha recrudecido. (…) Ni la violencia ni el quebranto financiero se resolverá con declaraciones ni con retos a debates sino con estrategias, con una reingeniería gubernamental con eficiencia y planes de austeridad. (…) Ya no queremos shows, queremos resultados”.

Fuente: 
EL FINANCIERO

Se el primero en comentar