México
12/08/2017

Son castillos por capricho; en ellos sólo vivía la realeza

De acuerdo con los expertos, sólo el Alcázar de Chapultepec puede ser denominado de esa manera

CIUDAD DE MÉXICO.- Los castillos son edificaciones que reconocemos por su arquitectura, sus altos muros de piedra, donde alguna vez habitaron reyes y princesas. Sin embargo, nuestra percepción no es del todo certera.

En México sólo existe uno y es el Alcázar del Castillo de Chapultepec; las demás edificaciones fueron diseñadas así por puro capricho.

 De acuerdo con el doctor en arquitectura, José Gerardo Guízar Bermúdez, estas monumentales edificaciones sólo son consideradas como tal si cumplen con ciertas características.

Desde el punto de vista arquitectónico, para considerar una construcción como castillo, ésta necesita haber sido construida durante la Edad Media; debió ser una fortaleza para resguardo de una familia noble; además, estar rodeada por una muralla —algunas rodeadas de agua—; cuentan con puertas de madera reforzadas con hierro, bodegas de armas y una torre.

Otra característica propia de estas edificaciones es que deben ser habitados por monarcas.

 “No hay castillos en América, y lo digo por una razón porque los castillos pertenecen a una época de defensa donde se tenían que hacer una serie de edificaciones perfectamente protegidas de sus enemigos para poder guardar toda la dirección del poder regional, y en América no hay construcciones con estas características”, aseguró José Gerardo Guízar en entrevista para Excélsior,

El especialista explicó que los castillos empezaron a ser comunes en Europa, y se volvieron característicos en la Edad Media; por ello, es precisamente en el Viejo Continente donde el paisaje está moteado con este tipo de construcciones.

“El lugar más importante donde se establecen los castillos es en Castilla, España, de ahí el nombre de Castillo y esta propuesta pasó a Francia, Inglaterra, Escocia, Alemania e Italia”, afirmó Guízar Bermúdez.

No obstante, el arquitecto reconoció que para conocer a fondo la cultura mexicana, es importante visitar las históricas construcciones que hay en nuestro país.

 

CHAPULTEPEC

En 1785, a 2 mil 325 metros sobre el nivel del mar, inició la construcción del Alcázar del Castillo de Chapultepec. En 1833 albergó al Colegio Militar, y en 1864, fue residencia imperial de Maximiliano y Carlota.

Posteriormente, ahí se estableció el Observatorio Astronómico, Meteorológico y Magnético, y tiempo más tarde fue destinado casa presidencial.

Fue hasta 1939 cuando el general Lázaro Cárdenas expidió la Ley Orgánica que señala como parte del patrimonio nacional de México al  Alcázar del Castillo de Chapultepec, para que en él se instalara el Museo Nacional de Historia.

 

REGALÓ EL DOUGLAS

El Castillo Douglas, en Aguascalientes, fue construido en 1923 por Refugio Reyes Rivas. En esta fortaleza se escribió una historia de amor, entre Edmundo Ortega Douglas y su esposa Carmen Llaguno Cansino a quien le regaló esta edificación. Tras la muerte de Carmen, el castillo fue abandonado, y hoy en día éste ha tenido diversos usos.

 

SANTA CECILIA
Y SUS FANTASMAS

El Castillo de Santa Cecilia en Guanajuato, se ubica en la llamada Finca de San Javier y empezó a construirse en 1951 por Manuel Quezada Brandy. Fue albergue y hospital, hasta que en 1951 la exhacienda fue adquirida por un empresario para convertirlo en hotel. El encanto del castillo está en los sucesos extraños que según algunos visitantes suceden cuando se apagan las luces.

 

CARLOS DE PEROTE

La Fortaleza de San Carlos fue construida en el siglo XVIII en Perote, Veracruz, poco antes de la culminación de la Guerra de Independencia. Cuenta con muros impenetrables que a la vista en el aire simulan una estrella.  La edificación fue ocupada como prisión.

 

NUEVA APOLONIA

Castillo Nueva Apolonia en Ciudad Mante, Tamaulipas, la construcción inició en 1891; sin embargo, antes de ser edificado ya le antecedía una construcción rústica y que formaba parte de otra hacienda conocida como Sitios de la Huasteca.

 

CASTILLO GILLOW

En Puebla, está el castillo de la exhacienda de Chautla, mejor conocido como  Castillo de Gillow. Fue construido al estilo inglés en 1898, y fue utilizado como una escuela agrícola.

 

PALACIO DE CORTÉS

Su nombre se debe a que Hernán Cortés mandó a pedir la edificación del Palacio de Cortés en Morelos en 1526 para utilizarlo como residencia familiar. Fue templo católico, cárcel, palacio de la República y sede del gobierno estatal.

 

Rasgos propios de edificación

Según el arquitecto José Guízar, éstos deben cumplir con ciertos requisitos.

  • Las edificaciones debieron ser construidas durante la Edad Media.
  •  Debieron ser una fortaleza para resguardo de una familia noble.
  •  Además, los castillos deben estar rodeados por una muralla, algunos rodeados de agua.
  •  Las construcciones cuentan con puertas de madera reforzadas con hierro, bodegas de armas y una torre.
  • Una de las características más importantes es que los verdaderos castillos deben ser habitados por monarcas o por la realeza. 
Fuente: 
Excélsior

Se el primero en comentar