El actor George Clooney. GTRES

A George Clooney le gusta el carácter mediterráneo. Tiene una casa en el lago Como, al norte de Italia, y se acerca a España con cierta frecuencia. Lo que no está tan claro es su afición al fútbol, aunque estos días la noticia de que el actor norteamericano quiere comprar al Málaga CF ha corrido como la pólvora por todo el planeta. El equipo, en Segunda División, en plena administración judicial y numerosos frentes abiertos, podría ser una buena inversión y la afición está necesitada de una esperanza que desde el palco de La Rosaleda llevan años sin darle. Pero quien supuestamente lo había anunciado, Antonio Aguilera, presidente de la Asociación de Pequeños Accionistas (APA) ha dicho que sus palabras se malinterpetaron. “Jamás dije que Clooney fuera a comprar al club”, ha asegurado a EL PAÍS.

El máximo responsable de esta organización dijo en Málaga aquí y ahora (programa de la televisión municipal malagueña, Canal Málaga) que había un grupo de inversores “muy importantes” procedentes del cine y la televisión “que están grabando series para Amazon y de un potencial económico grandísimo” y tienen interés en adquirir el club. “Están negociando ya”, subrayó Aguilera. “Y si este grupo consiguiera comprar el Málaga, muy prontito íbamos a ver por aquí un actor muy famoso de Hollywood”, reveló ante las cámaras. Ante la pregunta de la presentadora, Elena Mir, de si se refería a Antonio Banderas, Aguilera respondió: “No, es uno al que le gusta mucho el cafelito”, en una clara referencia a los anuncios de Nespresso de Clooney, padre de mellizos desde verano de 2017 junto a su mujer, Amal Clooney.

Ahí está la clave de todo el revuelo generado. “Yo jamás he dicho que Clooney fuera a comprar nada y, de hecho, no lo va a hacer”, dice Antonio Aguilera, molesto por la tergiversación de su comentario. “Es cierto que hay un grupo muy interesado en el Málaga desde hace más de dos años”, subraya el presidente de la APA, que aclara que Clooney, como mucho, haría de imagen del equipo para promocionarlo y realizando gestos simbólicos “como el saque de honor”. “Yo conté eso en la televisión por animar a la afición, que nos hace falta”, añade Aguilera que para demostrar el potencial económico de los posibles compradores norteamericanos desvela que Amazon podría pagar hasta 7 millones de euros por un contrato publicitario con el club para la temporada que viene.

Según Aguilera, Al Thani pide cien millones por el club que el compró por 36. La operación de compraventa, en todo caso, tendría que ser analizada por el administrador judicial del club, el abogado y economista José María Muñoz, que ha sido nombrado por la jueza María Ángeles Ruiz González, quien también tendría que dar el visto bueno. La magistrada apartó la semana pasada al presidente del club, el jeque Abdullah Al Thani y a sus hijos Nasser, Nayef y Rakan, que ocupan puestos del consejo de administración tras una querella interpuesta por los pequeños accionistas. Muñoz dirigirá a la entidad durante los próximos seis meses, renovables en periodos similares. Y entre su trabajo está el de dar estabilidad a la entidad, que no atraviesa su mejor momento y de cuyos recursos económicos, según sospecha la jueza, se han estado beneficiando de manera privada los Al Thani.

El Málaga CF, que está inmerso en una buena racha deportiva distanciándose del descenso y acercándose a los puestos de playoff a LaLiga, tiene también otros temas aún por resolver. Entre ellos, el despido de su entrenador, Víctor Sánchez del Amo, tras la publicación de un vídeo íntimo del técnico que ya se ha saldado con al menos seis detenidos. Después de que las imágenes se hiciesen públicas el club le destituyó y ahora Sánchez del Amo reclama a la entidad de Martiricos 600.000 euros de finiquito. Clooney, por ahora, aún está muy lejos del Málaga y de Málaga.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here