CIUDAD DE MÉXICO.- Las Águilas de Filadelfia evidenciaron las carencias de la ofensiva de los Vaqueros de Dallas que nunca pudo llegar a las Diagonales en un partido en el que estaba de por medio el liderato de la División Este de la Conferencia Nacional.

A pesar de que la defensiva del equipo texano mantuvo a los de Jason Garrett con vida hasta el último cuarto, Dak Prescott y compañía no lograron capitalizar en zona roja, unas veces por deficiencia de los receptores y otras tantas por falta de precisión del mariscal de campo en los pases.

De tal modo, el equipo de la Estrella Solitaria ya no controla su destino y necesita que, en la última semana de la temporada regular, Filadelfia pierda en su visita a los Gigantes de Nueva York, mientras Dallas debe imponerse a los Pieles Rojas de Washington en Dallas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here