En conferencia de prensa realizada en la embajada de México en Washington, el subsecretario para América del Norte, Jesús Seade, informó que el gobierno mexicano se da por satisfecho con la respuesta que dio el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, acerca de que los agregados laborales no serán inspectores en materia laboral, sino que proveerán asistencia técnica y de cooperación.Foto Afp

No inspectores, sí agregados
Satisfecho, el negociador
Expulsan a Lilly Téllez

El representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, echó mano del extintor gramatical de fuegos binacionales y aseguró a su homólogo, Jesús Seade, que los enviados especiales que nombrará Washington y pretende instalar en México no serán inspectores, sino nada más agregados laborales.

En realidad podrían ser denominados misioneros o predicadores, el resultado sigue siendo el mismo, más allá de los juegos de palabras: los cinco agregados del Departamento de Trabajo de Estados Unidos tendrán como objetivo “colaborar con sus contrapartes mexicanas, trabajadores y grupos de la sociedad civil en la implementación de la reforma en materia laboral, incluyendo la provisión de asistencia técnica y el desembolso de fondos para la construcción de capacidades, y en proveer apoyo al nuevo comité intersecretarial de cuestiones laborales del gobierno estadunidense. Estos agregados no serán ‘inspectores laborales’ y estarán sujetos a todas las leyes mexicanas relevantes”.

La carta de Lighthizer es eso: una carta. La interpretación de un funcionario pasajero respecto a leyes y tratados que van más allá de las letras del encargado de las negociaciones. Si Donald Trump es experto en echarse para atrás y contradecirse, en aras de sus intereses finales, ¿qué garantiza que la misiva de Lighthizer no pueda ser desconocida o refutada más adelante por sus propios jefes o por los poderes Judicial o Legislativo?

Aunque, en realidad, no hay mucho margen para la equivocación: el propio negociador estadunidense asienta que los paneles independientes, acordados en el T-MEC, “pueden solicitar verificaciones in situ en cualquiera de los tres países cuando haya cuestiones fundadas de buena fe sobre si los trabajadores en una planta o centro de trabajo particular están viendo sus derechos laborales fundamentales violados. Pero esas verificaciones serán conducidas por panelistas independientes y no por los agregados laborales” (la carta de Lighthizer, en español e inglés: https://bit.ly/2S0fwyK y https://bit.ly/2PQrBDU). Lo bueno es que el negociador Seade se ha dado por satisfecho con la carta de su amigo Lighthizer: ahora nos dan algo clarificatorio; se ganó algo importante. Juegos de palabras; agregados o inspectores en ruta de acción.

Apenas días atrás estaba de galas nupciales la senadora por Sonora, Lilly Téllez, presentadora de noticias durante largos años en canales televisivos del grupo Azteca y ahora ha sido expulsada de la bancada de Morena, por acuerdo de la Comisión de Honestidad y Justicia de este partido y a causa de la distancia entre declaraciones y posturas de Téllez respecto a los postulados de la organización obradorista. Ricardo Monreal tiene tres días para cumplir con esa exclusión. No la pueden retirar del partido porque no está afiliada: fue invitada en 2018 por el candidato López Obrador a título de externa.

Astillas

La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, recibió ayer a familiares de Israel Vallarta, preso desde hace 14 años, sin sentencia, en el caso que involucró a Florence Cassez… Ha dicho el presidente López Obrador, luego del anuncio de aumento de 20 por ciento al salario mínimo, que ya están sentadas las bases para el desarrollo económico en 2020… La jefa del Gobierno capitalino, Claudia Sheinbaum, defiende a su secretario de Seguridad Pública, Omar García Harfuch, de las acusaciones de que fue parte del equipo de Genaro García Luna al que ahora Palacio Nacional tiene en la mira. El jefe policiaco es nieto del general Marcelino García Barragán, secretario de la Defensa Nacional bajo la presidencia de Gustavo Díaz Ordaz e hijo de Javier García Paniagua, titular de la Dirección Federal de Seguridad y secretario de la Reforma Agraria. En 2016, con Enrique Peña Nieto en Los Pinos, fue director de la Agencia de Investigación Criminal de la PGR… ¡Hasta mañana!

Twitter: @julioastillero

Facebook: Julio Astillero

juliohdz@jornada.com.mx

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here