La economía de Brasil creció más de lo previsto en el tercer trimestre, luego de que una expansión generalizada, encabezada por las inversiones privadas y la agricultura compensaron con creces una reducción del gasto público.

El país avanzó 0.6 por ciento, frente al trimestre anterior, lo que se compara con una estimación de 0.4 por ciento de analistas encuestados por Bloomberg. A tasa anual la economía avanzó 1.2 por ciento, según el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) .

Las cifras son un impulso para la administración del presidente Jair Bolsonaro, mientras se enfoca en fortalecer la economía más grande de América Latina.

“Si bien el crecimiento sigue siendo mediocre e insuficiente para que la economía vuelva a su nivel potencial, el hecho de que haya cobrado velocidad ayuda a garantizar que la política económica está en vías de impulsar el crecimiento”, dijo Adriana Dupita, economista de Bloomberg Economics.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here