COMPARECEN SUBSECRETARIOS EN EL SENADO. La subsecretaria de Comercio Exterior, Luz María de la Mora (derecha), y el subsecretario de Industria y Comercio, Ernesto Acevedo Fernández, comparecieron este miércoles en comisiones del Senado.Foto Guillermo Sologuren

Batres y Jara , ¿revocar?
Enrique Cárdenas: PAN, Puebla
Alito, Amlito; Narro, medicinas

Un ejercicio de táctica política elemental no recomendaría abrir fuego en estos momentos contra las calificadoras internacionales de riesgos crediticios que han estado colocando a la baja sus estimaciones sobre empresas gubernamentales y privadas de México. Si la política es el arte del engaño, una valoración rigurosa de los hechos podría haber sugerido que se dejara enfriar un poco el asunto (días, semanas) antes de lanzar una propuesta tan propicia para más descalificaciones como la hecha ayer por el senador morenista Salomón Jara (oaxaqueño, vocero de la bancada senatorial del partido hegemónico) y secundada indirectamente por el presidente de la mesa directiva de esa cámara, Martí Batres.

Para regocijo de quienes desean encontrar similitudes del obradorismo con procesos de gobiernos populares de izquierda, como el chavista, y para avituallamiento de los ejércitos mediáticos, políticos y económicos que proclaman autoritarismo y descompostura como signos de los tiempos llamados 4T, ayer el senador Jara anunció que se impulsará una reforma legal para que sea obligatorio y no discrecional el retiro de la autorización de funcionamiento a calificadoras de este tipo que atenten contra la estabilidad del país. Batres puso luego un tuit en el que coincidía en descalificar a las calificadoras.

No faltan razones para colocar en el banquillo de los acusados a esas calificadoras, varias de las cuales han sido instrumentos sediciosos y desestabilizadores. Sus postulaciones técnicas han servido más de una vez para golpear procesos políticos de cambio y para desatar tormentas económicas de castigo y corrección. Esa no es la discusión, sino la pertinencia de los tiempos y los modos. La simple enunciación de ese propósito de personajes de la élite morenista acarreará resultados adversos: los capitales nativos y extranjeros, ya de por sí nerviosos, encontrarán mayores motivos de preocupación, el ruido de esta iniciativa obviamente llegará a los despachos ejecutivos relevantes del ámbito económico globalizado y el proceso de descalificaciones se agudizará. Más que un error táctico.

Según las encuestas de opinión, el Partido Acción Nacional tiene perdida la elección extraordinaria de Puebla. Morena lleva una delantera enorme. Sin embargo, ayer Acción Nacional decidió que será Enrique Cárdenas Sánchez su abanderado. La postulación será a nombre del PAN, el Partido de la Revolución Democrática y el Movimiento Ciudadano.

Un dato interesante es que, en una primera exploración del entonces aspirante presidencial López Obrador, el candidato designado habría de ser el propio Enrique Cárdenas Sánchez, un economista cargado a la derecha política que había sido rector de la Universidad de las Américas Puebla y director del Centro de Estudios Espinosa Yglesias, laboratorio de ideas creado en homenaje a Manuel Espinosa Yglesias, quien fue presidente de la Asociación Mexicana de Banqueros y accionista mayoritario y director de Bancomer, hasta la expropiación bancaria dictada por José López Portillo.

Enrique Cárdenas Sánchez ha dicho que nunca supo por qué le fue retirada la candidatura de Morena que, según esas versiones, había sido acordada personalmente entre los dos involucrados. Cárdenas, con ánimo contrariado, terminó como candidato independiente a la misma gubernatura. Y, ahora, es reciclado por el PAN y sus aliados.

Astillas: Que al gobernador de Campeche, Alejandro Moreno, conocido como Alito, ahora le dicen Amlito, pues se asegura que su candidatura a presidir el comité nacional del PRI tiene como contexto un acuerdo político, obviamente confidencial, con Morena o el obradorismo… Otro aspirante a presidir el partido tricolor, el médico José Narro Robles, ex rector de la UNAM, ex secretario de Salud en la administración peñista y presunto precandidato presidencial priísta en 2017, se ha topado con oportuna pared mañanera, pues en las conferencias presidenciales de prensa se ha sacado a colación el tema de las compras de medicinas en condiciones de corrupción administrativa.

Twitter: @julioastillero

Facebook: Julio Astillero

Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here