Más de un centenar de miembros de las fuerzas de seguridad afganas han muerto este lunes en el ataque de insurgentes talibanes a un acuartelamiento en Maidan Shar (provincia de Wardak, a 50 kilómetros de Kabul, la capital del país), ha informado, bajo la condición de anonimato, un alto funcionario del Ministerio de Defensa.

“Tenemos información de que 126 personas han resultado muertas por la explosión en el interior de la base militar”, ha dicho el funcionario.Un responsable de la Administración provincial también ha elevado el balance de víctimas mortales a más de 100.

El atentado fue perpetrado mediante un coche bomba, que estalló fuera de la base, un campamento de los servicios de inteligencia provinciales. Tres hombres armados entraron luego en el campamento y comenzaron los combates, indicó Abdul Rahman Mangal, portavoz del Gobierno provincial. “Los tres atacantes murieron. La explosión causó muchos daños a las instalaciones”, añadió.

Un portavoz del Gobierno ha declinado comentar la noticia. Previamente fuentes del Ejecutivo habían cifrado en 12 el número de muertos.

Este domingo un grupo de milicianos talibanes asesinó a un agente de los servicios de Inteligencia del Gobierno de Afganistán al asaltar una ceremonia de boda en la que se encontraba la víctima en la provincia de Helmand, en el sur del país.

El representante especial de Estados Unidos para Afganistán, Zalmay Jalilzad, reclamó la semana pasada a los talibanes que participen en conversaciones directas con el Gobierno del país y destacó que “si quieren hablar, se puede hablar, y si quieren luchar, se puede luchar”.

Apenas un día antes, los insurgentes amenazaron con “retrasar” las conversaciones de paz con Estados Unidos si Washington no aborda “de forma sincera” su exigencia sobre la retirada de las tropas internacionales de Afganistán.

Las dos partes se han visto en los últimos meses al menos tres veces, sin que por ahora estos encuentros se hayan traducido en una paralización de los combates. Además, los talibanes se han negado a mantener encuentros con el Gobierno afgano.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here